Planificación estratégica | ¿Cómo realizarla?

Es el proceso de desarrollo de planes que nos ayudarán a alcanzar los objetivos, pero desarrollándolos de una manera estratégica y optimizando los recursos con los que contamos.

¿Qué es la planificación estratégica?

Es el proceso de desarrollo de planes que nos ayudarán a alcanzar los objetivos, pero creándolos de una forma estratégica y optimizando los recursos con los que contamos.

Nos ayuda a observar nuestras metas a largo plazo y ordenar de manera eficiente las estrategias que determinemos para alcanzar cada objetivo.

¿Por qué planificar?

Simple: si las cosas se hacen sin razón, tiempo o sin objetivos, estamos desgastando energía sin sentido y lo más probable es que se den muchas vueltas por muchos caminos sin tener rumbo alguno. Lo ideal es invertir nuestro tiempo y esfuerzos en algo que nos aporte beneficios ¿o no?

Lo mismo sucede al momento de planificar diferentes situaciones a nivel corporativo. Generalmente, lo que las compañías esperan alcanzar es un aumento de las ventas (para generar mayores ingresos) y, aunque las rentabilidades son importantes, no es el único objetivo que existe. También se puede buscar la expansión, posicionamiento en el mercado, dar a conocer la marca, entre muchos otros… Y las prioridades dependen de lo que la compañía desee alcanzar.

Es MUY IMPORTANTE que las compañías realicen su planificación estratégica ya que define la dirección que toda la organización seguirá en los próximos tiempos (meses/años) y ayuda a la empresa a lograr sus objetivos para mantenerse activa/vigente en el mercado a largo plazo.

¿De qué depende la planificación?

Depende de nuestros objetivos, como dije anteriormente, y TODOS ELLOS SON DIFERENTES, no existe uno más importante que otro, ya que esas percepciones dependen de lo que espere conseguir la compañía, la posición en la que se encuentra, los recursos con los que cuenta, el ciclo de vida en el que se encuentra la marca, etc…

Entonces, las percepciones de PRIORIDADES dependen de cada compañía y son establecidas en función a los objetivos que esperan lograr y la urgencia que tengan por alcanzarlo. Todas las compañías tienen necesidades diferentes y, por lo tanto, objetivos diferentes.

Además, tenemos que entender que la planificación no será dirigida exclusivamente a un área de la empresa, si no que involucra a TODAS las áreas. En este proceso debemos tomar en cuenta a la misma organización, la administración, área de ventas, clientes, productos y servicios, finanzas y marketing… Todas las áreas participarán y serán parte de los objetivos que se plantee la compañía, ya que todas trabajarán alineadas con lo que la empresa espera conseguir y en función a su misión y visión.

¿CÓMO REALIZAR UNA PLANIFICACIÓN ESTRATÉGICA?

#1 Conocer la posición de la compañía

Lo primero es conocer y analizar los recursos con los que se cuentan (económicos, de personal, capacidades, etc), la misión, visión, valores y realizar un análisis FODA;

También sería importante realizar un análisis externo del sector para conocer y entender mejor la situación actual, posibles oportunidades o amenazas que podrían presentarse en el entorno. El análisis PEST suele ser muy eficaz para estos análisis.

#2 Determinar los objetivos, estratégicas y tácticas

  • Determinar los objetivos que se desean alcanzar, éstos deben ser objetivos SMART
  • Implementar el área responsable de lograr cada objetivo (ventas, marketing, directiva, etc); y elaborar en equipo las estrategias que se realizarán para poder lograr esos objetivos.
  • Al tener los dos primeros puntos, se implementan las tácticas (la ejecución) y se revisa nuevamente el plan estratégico elaborado hasta el momento.

*consejo* al momento de determinar los objetivos de la compañía, se puede realizar una valoración de cada uno de ellos, dándoles un puntaje (1 al 5), según su IMPORTANCIA, RENTABILIDAD y que sean ALCANZABLES. De esta manera será más sencillo priorizar tus objetivos y trabajar en ellos en función de la urgencia que éstos tengan.

Cuando se revise el plan estratégico que tenemos, se esté de acuerdo con el camino que tomará la compañía y se considera correcto las acciones que se tomarán para lograr los objetivos, será el momento de prepararse para la ejecución del plan. Aunque antes de hacerlo, debemos determinar los KPIs , el presupuesto que necesitamos y con el que contamos realmente, y el cronograma de actividades que nos ayudará a gestionar de manera más eficaz nuestro plan estratégico.

  • KPI: son de GRAN IMPORTANCIA, ya que ellos serán los indicadores de eficiencia y eficacia de nuestras estrategias y nos ayudarán a conocer que tan bien o mal nos fue. La implementación de los diferentes tipos de indicadores de eficiencia o KPI, dependen de los objetivos y estrategias determinados por cada compañía.
  • PRESUPUESTO: debemos determinar también el presupuesto que necesitaremos para la ejecución de cada estrategia, y con ello posteriormente podremos conocer el retorno o déficit de la inversión, según lo gastado del presupuesto.
  • CRONOGRAMA: realizar un calendario de actividades, donde se determinen responsables, actividades, fechas de entrega, plazos generales, ejecución de acciones, etc.; todo debe de tener sus tiempos y estar correctamente organizado.

#3 Ejecución y control del plan estratégico

Se trata de poner en acción nuestras estratégicas y tácticas y no olvidar avanzar de la mano de nuestro cronograma de actividades. A veces algunas acciones pueden tomar más o menos tiempo de lo esperado, pero lo importante es cumplir con todas las actividades posibles en sus plazos necesarios para poder llevar un orden y que la gestión sea mucho más eficiente.

#4 Análisis y sistemas de medición

Analizaremos cada estrategia que fue ejecutada y mediremos su eficacia con las KPI determinadas anteriormente. La medición irá en función a lo cerca o lejos que nos hayamos quedado de lograr el objetivo para la cual se ejecutó dicha estrategia.

Debemos recopilar toda la información obtenida y analizar en líneas generales, siendo OBJETIVOS. Habrá que desengranar que tan bien o mal fueron los resultados de todas las estrategias ejecutadas y si benefició o perjudicó a la compañía en algún aspecto.

Medir la eficacia de nuestras estrategias es importantísimo porque nos ayudará a reconocer lo que realmente ha funcionado y lo que no; entenderemos de esta manera cuánto podemos invertir en cada área de una forma inteligente.

En el caso de los emprendedores o micro-empresarios que ejecutan su propio plan estratégico, debemos tomar en cuenta que a veces no todas las estrategias ejecutadas tendrán excelentes resultados, esto es natural, es un proceso de aprendizaje. Lo realmente importante es entender porqué no salió como se esperó y, en los siguientes objetivos, tomar en cuenta lo sucedido para no volver a cometer los mismos errores.

Y cuando las estrategias salen bien o mejor de lo esperado también debemos analizar por qué los resultados fueron esos, que influyó en ello, que es lo que mejor funcionó y cómo podríamos evolucionarlo en el futuro.

Consejo final

Existen 2 aspectos esenciales que debemos tomar en cuenta y hacer constantemente:

  1. INVESTIGAR
  2. ANALIZAR

Debemos estar constantemente actualizados e informados, conocer las tendencias, cambios, novedades y también analizar todo lo que se hace en el mercado, lo que hacemos nosotros, los resultados obtenidos, etc.

No digas nunca que no necesitas un plan estratégico, todos lo necesitamos para poder aprovechar mejor las oportunidades, estar preparados para ellas. Hacer esto de manera organizada y estratégica nos ayudará a avanzar con pasos sólidos para poder mantener viva y activa a la compañía en el tiempo.

Deja un comentario